La historia de las cosas, de la contaminación y de la infelicidad

lunes, 29 de diciembre de 2008


Annie Leonard es experta en sustentabilidad y salud ambiental con más de 20 años de experiencia en todo el mundo. Hace un año lanzó este proyecto, The story of stuff (La historia de las cosas) para intentar explicar al mundo los desastres del impacto del consumismo y el materialismo en la economía mundial y en la salud del planeta. Con un lenguaje preciso y un tono muy sincero, el video intenta abrirnos los ojos ante el resplandor enceguecedor de la cultura del consumo y del descarte, con cifras alarmantes, principalmente de Estados Unidos y nos incita a cambiar este modelo obsoleto que solo destruye, contamina, excluye y nos genera una constante insatisfacción. Y recalca un punto muy importante que solemos dejar de lado cuando hablamos de estas cuestiones: este sistema de consumo desmedido fue planificado, diseñado, ideado por personas, no es algo natural; la obsolencia de todo lo que compramos es intencional, nació como parte de un plan para levantar la economía estadounidense luego de la Segunda Guerra Mundial; así lo explicaba uno de los creadores de esta rueda viciosa del consumo , el analista de ventas Victor Lebow:

"Nuestra economía enormemente productiva demanda que hagamos el consumo nuestro estilo de vida, que convirtamos la compra y el uso de bienes en rituales, que busquemos nuestra satisfacción espiritual, la satisfacción de nuestro ego en el consumo...nosotros necesitamos cosas consumidas, quemadas, reemplazadas y descartadas a un ritmo siempre acelerado..."


Entonces se hace necesario tener presente esto para poder transformar la actual situación e implementar un nuevo modelo "que no deseche recursos ni gente". No es tan irreal como parece, nos dice Annie, porque el sistema fue hecho por personas y no esta funcionando. Nosotros también somos personas y tenemos la capacidad para crear algo nuevo, basado en la sustentabilidad y la igualdad, priorizando el cuidado ambiental, las economías regionales y los derechos de los trabajadores y de todas las personas del mundo. Realmente muy didáctico, debería ser difundido en todas las escuelas y como un granito de arena, está bueno para difundirlo entre nuestros contactos.
El video en You Tube:
Parte 1
Parte 2
Parte 3

El tiempo pasa, nos vamos poniendo viejos...

viernes, 26 de diciembre de 2008

Nuestro interés por el tiempo y la eternidad es parte de la esencia humana, un tema muy tratado por todas las culturas y civilizaciones y que tiene una relación directa con la vida (la presencia) y la muerte (la ausencia). Así, el arte visual nace del deseo del hombre por perdurar su vida aún después de su muerte; las imágenes tienen su origen, según Regis Debray, en "el triunfo de la vida conseguido sobre la muerte y merecido por ella". Asimismo, los hechos suceden en un tiempo y en un espacio. El mismo autor nos habla de la fascinación que nos generan nuestras herramientas para domesticar el espacio, como por ejemplo internet, que nos permite estar acá y allá al mismo tiempo, anulando las distancias. En cambio, las instituciones (la lengua, la escuela, la iglesia, etc.), encargadas de domesticar el tiempo nos aburren, seguimos esperando la píldora para aprender el español o el ruso, nos fastidia la más mínima demora. La transmisión solo es posible por medio de rituales, que recomponen al mito fundador siglos después, trayéndonos a la actualidad la cuaresma o la Eucaristía... este también es un ritual, solo que mas privado o familiar. La flecha del tiempo que nos atraviesa a todos es reflejada en esta colección de fotografías familiares de los Goldberg, una familia porteña que todos los 17 de junio de cada año, se toman fotografías, inmortalizando sus rostros, intentando capturar un momento efímero para siempre. En la secuencia temporal se aprecia los cambios sufridos en sus caras, no solo por las arrugas que se evidencian o el pelo que se hace más escaso o más abundante, sino también en sus expresiones, en las miradas cansadas de los padres y también en los ojitos de los chicos: es notable como van perdiendo su brillo y con él, su inocencia.

































Vía Did U Hear That?

Opciones originales para poner debajo del arbolito

lunes, 15 de diciembre de 2008

Seguramente este será otro año de bombachas rosas y calzoncillos envueltos prolijamente para toda la familia; la crisis económica nos azota pero no nos impide soñar. Pero si vos sos uno de los pocos argentinos que no tiene estos problemas (...tal vez por traficar efedrina?), podés ser un poco más original y jugarte con un regalo personalizado para cada uno de tus seres queridos en estas fiestas. Por ejemplo:

Para la solterona de la familia, Aloe es el regalo ideal. Disimula muy bien su verdadera función: detrás de ese objeto de diseño sofisticado y minimalista se esconde un consolador, lo que permite tenerlo a mano siempre sobre la mesita de luz. Eso sí, apurate a reservarlo porque es una edición limitada.




Para un hermano o primo rolinga (que con la proliferación de tantas tribus urbanas parece que se los hubiera tragado la tierra) nada mejor que esta cubetera con la forma del logo de los Rolling Stones y a disfrutar de los mejores tragos todo el verano!!! Sale 14,28 euros, pero hay que apurarse porque quedan solo 2 en stock.




Para la abuela, que no puede vivir sin regar las azaleas y mantener radiante todas las plantas de su jardín, pero que vive puteando porque los chicos del barrio se las arruinan a pelotazos, nada mejor que esta escultura de zombie para espantar a los pequeños vándalos! Cuesta tan solo (?) 89,95 dólares. Y de paso puede servir para jubilar a los descoloridos enanos de jardín.



Este regalo es ideal para obsequiar a alguna parejita de recién casados que deberán de ahora en más compartir todo, por lo que se hace necesario establecer algunas reglas en pos de la armonía matrimonial. Empecemos con lo básico: la toalla para secarse el culo y la cara no debe ser la misma, al menos que tengas Butt/Face Towel! Con referencias cromáticas permite diferenciar que parte de la toalla utilizar para secarse cada una de estas partes. También de la misma línea podemos encontar Butt/Face Soap, el jabón perfecto para la ducha. Cuestan 17,99 y 5,99 dólares respectivamente, una ganga.




Aunque ellos no pidan nada no debemos dejarlos de lado, pues son los únicos miembros de la familia que no hacen papelones después del brindis. Para nuestras mascotas nada mejor que este comedero personalizado con mucho estilo. Hay uno distinto para cada raza y es un producto de These Creatures.




Para los amantes del terror este señalador líquido, especial para libros de Stephen King. Cuesta $29 dólares y viene en un set de 3: sangre, leche y mercurio.




Un sillón con forma de guante de béisbol es una opción para el "Homero" de la casa (en todas las familias hay por lo menos uno). La contra: parece muuyyy cómodo, es probable que nunca más levante su trasero de allí.




Este original diseño es de Nendo, el diseñador japonés del que ya se habló por aquí. Socket-Deer es una "tapita" para colocar en los enchufes de la casa que permite sostener el celular mientras se carga gracias a unas formas que simulan ser cuernos de ciervo. Otro momento (!).





Para mamá y/o demás mujeres de la flía podemos optar por estos originales paraguas. Tienen una cubierta rígida que simula ser un botella. Quedan muy lindos sobre alguna repisa, pero no se si da para salir por la calle con una botella en la mano. Se me ocurre que puede servir también de artilugio de auto-defensa en caso sufrir algún atraco camino al almacén. Se consiguen acá desde 2,940 yenes.




Y por último, solo para chicas geek estos fantásticos Power Button Earrings, unos aros hechos con botones reales de MacBooks, que por tan sólo 20 dólares podés conseguir acá.




Cual vas a elegir?

Oxímoron

domingo, 14 de diciembre de 2008

Realmente no se si se existe una antónimo más adecuado para la palabra carnicería...

Mr Burns, el responsable de la crisis mundial

miércoles, 3 de diciembre de 2008


Montgomery Burns, la"encarnación de la avaricia corporativa" es el protagonista de este afiche de la Central de Trabajadores Argentinos (CTA) que se exhibe en las paredes de Rosario. Juntando las yemas de los dedos y detonando una despiadada carcajada personifica a otros tantos empresarios y corporativas que pretenden hacer pagar a sus empleados la crisis económica mundial. Creo que no hay otro personaje que ilustre tan bien la actual coyuntura: mucha avaricia y ambición por incrementar el capital y el poder a costa del sufrimiento del laburante. La cosa pinta bastante fea, por eso es mejor reirse de este gag mientras se pueda.

 
alternatyka - by Templates para novo blogger